Beneficios de la fisioterapia en personas mayores

Centro de Día de Nívar

Los beneficios de la fisioterapia en mayores han permitido prolongar su ciclo vital, donde a diario no faltan los retos y el afán de superación.

En el Grupo La Alfaguara se cuenta con un equipo profesional de cuidadores que se encargan de aplicar distintas terapias para que nuestros mayores disfruten de mayor calidad de vida. El envejecimiento activo ha logrado cambiar las rutinas diarias de nuestros mayores con el objetivo de que puedan disfrutar en el último tramo de sus vidas de autonomía y mantener a raya el deterioro físico y cognitivo.

Para ello es fundamental el papel de los fisioterapeutas que trabajan a diario en las residencias y Unidades de Estancia Diurna, también conocidas como Centros de Día. Verónica Macías ejerce de fisioterapeuta en la U.E.D. del municipio de Nívar, gestionada por el Grupo La Alfaguara. Reconoce que los primeros días encontró alguna reticencia por parte de alguno de los usuarios, pero con el paso de los días la expectación fue creciendo a medida que la terapia daba resultados.

“Al principio cuesta muchísimo porque son personas que han estado toda la vida trabajando y ahora lo que quieren o pretenden es descansar. Hay quien ha perdido o tiene disminuidas sus capacidades físicas, otros sienten dolor y no se mueven por miedo a que les reproduzca. Nuestro trabajo es estimularlos y convencerles de que el ejercicio diario fortalece cuerpo y mente”, explica Verónica Macías.

mayores Nívar

Su labor diaria en el Centro de Día de Nívar se centra en combinar sesiones individuales y de grupo: “La individual dependerá del tipo de la patología que tenga esa persona: si tiene una artrosis se le hace un tratamiento específico para ello y si tiene una hemiplejía se trabaja sobre esa enfermedad. A nivel grupal intentamos estimular el aparato locomotor pero no de forma aislada. Para ello hacemos sesiones de gerontogimnasia, musicoterapia, gimnasia acuática, juegos…, actividades que mejoren su estado físico y emocional”, detalla la fisioterapeuta.

El objetivo es conseguir un nivel de autonomía óptimo que contrarrestre la disminución de la capacidad de respuesta del cuerpo y el cerebro que ocasiona el envejecimiento.

Fisioterapia en mayores

Las patologías que más se repiten entre nuestros mayores son la artrosis, osteoporosis, artritis, problemas cardiovasculares, diabetes y enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer o el Parkinson. Sobre estas últimas, los ejercicios de la fisioterapia contribuyen a “mantener a raya” la enfermedad, frenar la evolución de dos enfermedades que conducen a una pérdida progresiva de autonomía.

La terapia musical ofrece muy buenos resultados, según coinciden distintos especialistas. Verónica acostumbra a realizar la gimnasia grupal con música. “Lo hemos probado con personas con Alzheimer y los resultados son espectaculares. Personas que no reaccionaban a casi ningún estímulo, con música son capaces de levantar la mirada, sonreír… Incluso hay casos en los que son capaces de recordar la rutina. Comprobamos cómo una persona que tiene afectada la memoria a corto plazo, asimila en su cerebro un concepto nuevo y consigue recordarlo”.

También es importante el trabajo con las familias. Verónica Macías señala que el papel de los seres queridos que rodean al mayor es fundamental. En los casos de pacientes hemipléjicos, el tratamiento debe seguirse en casa: “Nosotros iniciamos el tratamiento en el centro pero si no se tiene continuidad en casa no sirve de nada. Intentamos mantener el contacto con las familias, incluso mandamos ejercicios específicos para trabajar la movilidad”, comenta.

Mayores Nívar La Alfaguara

Recomendaciones para personas mayores

  • Mantenerse intermitentemente activo para ganar la partida al sedentarismo. Las personas mayores deben evitar permanecer sentadas o tumbadas durante periodos prolongados de tiempo.
  • Es conveniente levantarse al menos cada dos horas para estimular la respuesta de nuestro sistema osteomuscular, cardiorespiratorio y nervioso.
  • Levantarse y caminar contribuye a fortalecer los músculos y prevenir accidentes y enfermedades. Si vence el cansancio, es mejor descansar sentado que tumbado. Se recomienda caminar entre 30 o 40 minutos por la mañana y la tarde para mantenerse activo.
  • Realizar a diario una tabla de ejercicios físicos y cognitivos ayuda a mejorar el estado físico y emocional. Las posibilidades para hacer deporte son infinitas, tanto como la imaginación.

En definitiva, “el movimiento es vida” y conviene tenerlo en cuenta a medida que nos hacemos mayores.

El Centro del Día de Baza, nueve años de dedicación a las personas mayores

Los profesionales del Centro de Día de Baza dan mucha importancia a las salidas en grupo porque afianzan los lazos de unión.

Los profesionales del Centro de Día de Baza dan mucha importancia a las salidas en grupo porque afianzan los lazos de unión.

La Unidad de Estancia Diurna La Alfaguara cumple en noviembre su noveno aniversario, prestando atención a las personas mayores. El cuidado de ancianos en Baza está en manos de profesionales que dedican su tiempo y esfuerzo a mejorar su calidad de vida.

Desde de que en 2010 abriera sus puertas en la carretera de Ronda, en un emplazamiento estratégico situado junto al Centro de Salud, el Centro de Día La Alfaguara de Baza ofrece a sus usuarios durante los siete días de la semana un servicio integral e innovador que cumple con su función de apoyo a las familias. Sin duda, el lugar idóneo para todas aquellas personas mayores que permanecen en su hogar y que requieren ayuda para mejorar su salud y movilidad sin tener que ingresar en una residencia de ancianos.

En la actualidad, la Unidad de Estancia Diurna atiende a un total de 45 usuarios con edades comprendidas entre los 65 y 88 años que participan en distintas actividades y programas de envejecimiento activo y de prevención de la dependencia.

La directora de la Unidad de Estancia Diurna, Mª Piedad Hortal Molina, destaca la gran labor que desarrolla en el centro un equipo multidisciplinar compuesto por doce personas entre fisioterapeutas, enfermeros, terapeutas ocupacionales, psicólogos y auxiliares.

Trato personalizado

Todos los profesionales intervienen en los distintos programas que se llevan a cabo de forma individualizada y en grupo con el objetivo de “mejorar la autoestima de los propios usuarios, favorecer su relación familiar en casa, ejercitar la actividad física para mantener su autonomía y establecer una programación de trabajo que repercuta de forma positiva en su salud”.

Mª Piedad Hortal Molina explica que la rutina de trabajo de los usuarios que son atendidos en el Centro de Día de Baza, en horario de 09:00 a 18:00 horas, incluye actividades individualizadas en función de su patología, y también programas de terapia ocupacional en grupo como manualidades para trabajar la psicomotricidad con actividades físicas y otros ejercicios de estimulación cognitiva relacionados con la memoria. Precisamente, la terapia musical, una actividad que se asocia al bienestar y la diversión, ayuda a personas mayores que sufren de problemas de memoria.

Se presta de igual modo especial atención a los talleres relacionados con los cuidados y la salud, donde la alimentación y la higiene centran buena parte de la programación.

Este tipo de actividades responden a los problemas que padecen muchas de las personas mayores que acuden a la Unidad de Estancia Diurna La Alfaguara, en su mayor parte con enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer o el Parkinson, o con síntomas de depresión.

Servicios profesionales para el cuidado de ancianos en Baza

Para ello se disponen de modernas instalaciones que se adaptan a la normativa, equipadas con el material necesario para el cuidado de los usuarios: salas de terapia y fisioterapia, una sala común y salón de estar, otra sala para los más dependientes, aseos y baño con grúa para facilitar la higiene, y un comedor office.

El Centro de Día de Baza cuenta con un servicio de ayuda a domicilio del usuario, reparto de desayuno, comida y merienda; servicio de aseo y ducha, medicación y acompañamiento médico, asesoramiento a las familias, terapia ocupacional y cognitiva, asistencia psicológica y sesión de fisioterapia.

Excursiones y salidas saludables

El equipo de profesionales concede mucha importancia a las actividades de ocio que se realizan fuera del centro, excursiones y salidas en grupo que se suelen realizar durante los fines de semana y festivos y en las que suele ser habitual la presencia de familiares que ofrecen apoyo emocional a sus seres queridos. Son salidas que afianzan los lazos de unión entre los usuarios, familiares y profesionales.

Así, con motivo del Día Internacional de las Personas Mayores que se celebró el pasado 1 de octubre, los usuarios visitaron junto a familiares las Cuevas de Aljatib, un complejo rural de alojamientos donde pudieron disfrutar de magníficas vistas panorámicas de la comarca.

Imagen de la visita a las cuevas de Al Jatib con motivo del Día Internacional de las Personas mayores que se celebró el 1 de octubre.

Imagen de la visita a las cuevas de Al Jatib con motivo del Día Internacional de las Personas mayores que se celebró el 1 de octubre.

Durante el verano son también más habituales las salidas a la piscina, donde se llevan a cabo sesiones de hidroterapia para tratar de lesiones y mejorar la movilidad a personas que han perdido parte de su capacidad motriz. No faltan tampoco las citas con las festividades populares y otras celebraciones frecuentes en el periodo estival que entretienen y divierten a nuestros mayores.

Fiesta de aniversario

Precisamente, entre las próximas salidas programadas hay una muy especial que tendrá lugar a principios de noviembre con motivo del noveno aniversario de la apertura de puertas de la Unidad de Estancia Diurna La Alfaguara de Baza. El personal del centro ultima los detalles de un programa de actividades que se desarrollará en el propio centro y en el exterior, en alguno de los parques municipales que reúna las características para pasar un rato ameno y divertido en compañía también de los familiares.

Un día de celebración en el que los protagonistas son los usuarios, su entorno familiar más cercano y los propios cuidadores que les ayudan en el día a día a superar las barreras.